La llegada del bebé con perros en casa

Aunque es difícil dar una cifra exacta, se estima que en España los hogares con perro superan los 4 millones. Casi 6 millones de perros son un miembro más en nuestra familia. ¿Por qué os hablo de ellos en un blog sobre maternidad? Porque os voy a contar mi experiencia viviendo mi maternidad con nada menos que 5 perros en casa.

La primera que supo de mi embarazo (¡antes que yo!) fue una de mis perras. Pesa más de 30 kilos y desde pequeñita ha sido muy alocada y efusiva, todas y cada una de las mañanas me saludaba saltando y dándome con sus enormes patazas… y un día no lo hizo. Ni al siguiente, ni el de después… pero sólo conmigo. Cambió su saludo por constantes cabezazos suaves y cuidadosos contra mí. Más o menos una semana después me hice un test de embarazo y dio positivo, ¿casualidad? Tal vez, lo cierto es que ni un solo día de todo mi embarazo hizo ademán por subírseme encima y estaba especialmente “pegajosa” conmigo.

Durante el embarazo no hay que tener un cuidado especial con los perros de casa, nada diferente a cuando no estás embarazada: una óptima higiene y mantener el calendario vacunal y las desparasitaciones al día. Un perro sano y bien cuidado no va a suponer ningún problema de cara a la gestación. Sí hay que tener precaución por el tipo de juegos, evitando aquellos que pudieran hacerte caer al suelo, es obvio. Pero… ¿qué ocurre con la llegada del bebé? Parece que aquí sí que surgen dudas, no sé cuántas veces me preguntaron qué pensaba hacer con los perros cuando llegara el bebé ¿qué vamos a hacer? ¡si forman parte de la familia, disfrutarlos!

Empecemos desde el principio… si estás en la fase de pensar en comprar un perro, antes de nada, escoge un criador serio y responsable y ten en cuenta que un perro supone un desembolso importante de dinero, no me refiero al momento de adquirirlo, sino a su mantenimiento: sus juguetes, su cama, correa, collar y, sobre todo, alimento y veterinario. El coste anual por mantener un perro sano por supuesto dependerá muchísimo del tipo de pienso que le des, pero has de tener en cuenta que un buen pienso, aunque sea más caro, es una inversión en salud que te evitará gastos de más en el veterinario en un futuro.

Planifica también el tiempo que le vas a poder dedicar, en el Portal del Criador he encontrado un listado enorme de distintas razas de perro donde detallan las características de cada uno. Por supuesto los perros no son robots y dentro de cada raza hay variedad, pero has de saber que un perro de pelo largo tal vez suelte menos pelo en casa que uno de pelo corto y eso te haga ahorrar tiempo limpiando. Si prefieres uno de pelo corto, te ahorras tener que cepillarle a menudo. Aunque parezca obvio, también hay que pensar en la actividad del perro, ¿es una raza que requiere salir a correr a diario durante bastante tiempo?, ¿es una raza que, por su tamaño, puedes llevar contigo de viaje en tren?, ¿es una raza que suele ladrar mucho?

tipos de perros españoles infografia portal del criador PARTE 1tipos de perros españoles infografia portal del criador PARTE 2

Para cuando llegue el bebé (te aconsejaría que incluso antes, puede que debas probar más de uno hasta dar con el que más te guste) busca un educador canino. No entro mucho a contaros consejos para hacerlo, porque en este post sobre adiestramiento canino no falta detalle para saber escoger uno. Tu entorno te dirá de todo, que es vital que el perro huela un pañal del niño antes de conocerle, que no le dejes entrar en la habitación del bebé, que le dejes que le toque, que le laves las manos en cuanto lo haga… te das cuenta de que de pronto todos son expertos en educación canina, pero de verdad… busca un profesional que se haya formado específicamente en ello. A veces no es necesario y la llegada del bebé en una casa con perro es lo más sencillo del mundo, pero siempre viene bien tener un educador de referencia para consultarle las dudas (las tendrás). Entenderás mejor las necesidades de tu perro y él tus deseos. En casa hemos tenido mucha suerte y la llegada del bebé la vivieron de forma muy positiva los 5. Por supuesto no olvides que son animales, no dejes nunca a solas a un bebé con un perro, aunque el perro sea buenísimo, el niño no mide su fuerza, podría dañarle y el perro defenderse hiriéndole. Cuando el niño vaya creciendo hay que enseñarle que el perro no es un juguete y debemos respetarle y cuidarle.

Gastos, cuidados… ¿merece la pena tener un perro en la familia? Bueno, no soy objetiva, ¿qué voy a decir? Además de ser un compañero de juegos perfecto para los niños y ayudarles a adquirir responsabilidad con sus cuidados, se ha demostrado que es muy beneficioso para su salud. Aquí teneis información ampliada y enlace a los estudios originales publicados en las revistas científicas Microbioma y JAMA Pediatrics. Los bebés que conviven con perros en casa están en contacto con sus bacterias, lo cual supone ventajas para su sistema inmunitario: hacen que sufran menos alergias, obesidad (por el cambio que producen en fu flora intestinal) y asma. ¡Todo son ventajas!

Tus dudas resueltas, en matronaonline

TAL VEZ TAMBIÉN TE INTERESE:

5 comments

  1. Sara - fincolorado says:

    Nosotros sólo tenemos un perrete, que ahora es el abuelete de la casa, los niños lo adoran, jamás hemos tenido problemas, son todo ventajas. Hay que organizarse distinto porque también hay que cuidar de él y hay que sacarlo y demás, organizar vacaciones para poder llevarlo y si no es posible dejarlo con alguien de confianza. En fin requiere un poquito de esfuerzo extra. Pero aun así es precioso ver como los niños lo tienen completamente integrado en la familia, le cuidan y adoran. Me inquieta un poco lo que pasará cuando ya no esté, pero será otro momento de aprendizaje en familia. Me gustaría comentar también que pienso que traer un animal a la familia justo cuando estamos aumentando la familia no perruna, me parece un riesgo innecesario. Es decir, ya es suficiente con el bebé, la familia va a tener trabajo y cambios de sobra. Y seguramente haya otros momentos mejores para incorporar un hijo-perro a la familia. Saludos!

    • Matronaonline says:

      Ay… el momento en el que el “hermano peludo” deje de formar parte de la familia es algo que a mí también me inquieta. Previsora yo, ya he visto que hay varios cuentos infantiles que tratan el duelo y la pérdida, sin duda me parecen una opciones geniales para ayudar a pasar ese inevitable momento.
      Hacer coincidir la llegada de un perro y un bebé es un poco locura… sí que veo muy necesario pensar bien qué perro se mete en casa cuando se tiene la idea de tener hijos en un futuro, ya sea en los próximos meses o en unos años. El mayor de mis perros tiene 10 años, por supuesto en su día no pensé ni medio segundo qué tal habría llevado la llegada de un bebé, lo veía algo lejaniiiiisimo en el tiempo, pero aquí están juntos ahora los 2 (por cierto, es el que más juega con mi hijo). Buen finde!

    • Matronaonline says:

      Muchas gracias! Tener perro es una gran responsabilidad, no es un juguetito que no requiera cuidados. Cuando llega un hijo a casa, el tiempo libre se reduce al máximo y los gastos aumentan, hay que tenerlo muy en cuenta para que los cuidados que necesita el perro no se vean resentidos. Aportan tanto… yo no imagino mi vida sin ellos!

  2. jessica says:

    Hola! quizás no es el sitio adecuado para hacerte la consulta pero estoy muy angustiada y no tengo ginecólogo hasta mediados del próximo mes y he pensado que en el último post que has puesto de maternidad quizás será mejor que en uno del 2015.
    Si crees que sobra, lo puedes borrar y lo siento!
    Mi consulta es, estoy embarazada de 5 semanas y estoy muy pero que muy agobiada con el tema listeria y toxoplasma, pero sobretodo listeria. Resulta que el otro día en un restaurante me pusieron mejillones al vapor medio crudos y me comí unos cuantos, ahora tengo mucho miedo que me hayan contagiado algo. Y hoy encima y me he comido un trozo de pan de payés con moho, me he dado cuenta después, al volver a guardar la bolsa en la nevera… ahora estoy atacada pensando en la listeria y en todo que tengo hasta dolor de barriga de los nervios.
    ¿crees que exagero o tendría que coger hora con el ginecólogo antes?
    Mil gracias y perdona el rollo que te he soltado.

No te vayas sin comentar :)